29 de marzo de 2015


Muchas verdades se han callado en esta lucha, muchas puebas se han ocultado, muchas mentiras se han dicho en esta lucha. Pero no por parte de los controladores.

¿Cómo es posible que tantos profesionales probados, con 10, 15, 20, 25 y 30 años de servicio, algunos ganadores de reconocimientos, sean hoy "individuos inadaptados" que atentan contra el estado dominicano? Estos profesionales llevan hoy 70 días con sus noches diciéndole al país, al presidente, a la sociedad y al mundo, que habla con la verdad. Pero solo han recibido indiferencia por parte de las autoridades.

Viendo el actual circo que se vive en nuestro país, una autoridad en índole judicial dijo: "No fue la decisión de la justicia dominicana que declara un No Ha Lugar, fue la decisión de un juez". Si transportamos esto a nuestro caso, la mordaza que fue impuesta desde el Tribunal Constitucional contra la sentencia 230-2014 "No fue la decisión de la justicia dominicana, solo la decisión de un juez". Pues quedaron más que demostradas las violaciones que Marcelino Alejandro Herrera oculta bajo su manto de excelencia. Basta con leer desde la página 28 de la referida sentencia para que la saña de destruir la ADCA sea evidenciada.

En 70 días con sus noches, este "proceso" ha pasado de lo laboral a lo gremial, de lo gremial a lo legal, de lo legal a lo internacional, solo demuestra el juego a cansancio que pretende mantener Marcelino A. Herrera. Pues en todos los escenarios posibles, este gremio ha emplazado públicamente a este director a que demuestre las "pruebas" que dice tener al acusarnos de atentar contra el estado. 

Seamos honestos, bien sabemos que no hay tales pruebas. La posición plantada por la ADCA contra el plan de privatización que secretamente Marcelino A. Herrera envió al Congreso, las denuncias de las deficiencias encontradas y las que todavía se mantienen, junto a la defensa de los derechos de los controladores, hacen de la ADCA el real defensor de los intereses del estado dominicano. No es cuestión de quién tiene la razón, los que importa es que son vidas humanas que estan en las manos de hombres y mujeres estresados mentalmente, presionados y amordazados laboralmente. También en manos de jóvenes deseosos de trabajar, pero inexpertos (los que supuestamente han remplazado a los controladores cancelados).  Si preparar un controlador toma de 5 a 8 años, ¿De qué experiencia habla el IDAC?

Basta "tener dos dedos de frente" para ver las maniobras de Marcelino A. Herrera por mantener la versión de que los controladores son el problema en este conflicto. Hay que estar desesperado o no tener argumentos para casi un año después, levantar calumnias contra los controladores que tuvieron ganancia de causa en el Tribunal Superior Administrativo. Sin jugar con la inteligencia de nadie, hagámos un cálculo: Si fuese cierto que los controladores irrespetaban su lugar de trabajo tomando cosas que no debían (como apareció en un periódico de prensa escrita). ¿Por qué esas acusaciones nunca fueron planteadas por el IDAC en el juicio en el  Tribunal Superior Administrativo? ¿Entonces 31 controladores cometían esas faltas y el IDAC (hasta ahora) no hacía nada? ¿Serían capaces de mostrar tan solo una prueba? Sencillamente, este circo que ha montado Marcelino A. Herrera esta basado en mentiras. Mentiras, influencias y dinero.

Tampoco es cuestión de ir a pedir perdón. ¿Perdón a quién? Ningún miembro de la Asociacion Dominicana de Controladores de Tránsito Aéreo ha cometido falta alguna contra el IDAC ni contra el estado dominicano por la que sea necesario "pedir perdón". Pedirán perdón las personas que deben favores, que deben viajes o posiciones. Pedirán perdón las personas que no tienen capacidad moral ni técnica para escalar en el mundo aeronáutico y no pueden justificar las bondades inmerecidas que desde hace años reciben.

Mientras el IDAC se esfuerza por señalar con dedo acusador a los controladores que profesionalmente han dado la cara por la seguridad de las operaciones aéreas en el país, la sentencia 230-2014 y las cartas que llegan al presidente de la República Dominicana demuestran que Marcelino A. Herrera es quien debería pedir perdón.

Quienes somos

Mi foto
Adca Atc
Entidad sin fines de lucro fundada el 15 de Abril de 1984. Miembro de CNTD, IFATCA e ITF.
Ver todo mi perfil

Translate this web

Total de visitas

Creado por @Roycontrol. Con la tecnología de Blogger.

Archivo de entradas

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

© Asociación Dominicana de Controladores de Tránsito Aéreo - Adaptada por Roycontrol - Diseñada por Johanes Djogan